Flores de Bach para dejar de fumar: qué son, cómo funcionan y ventajas e inconvenientes

Flores de Bach para dejar de fumar: qué son, cómo funcionan y ventajas e inconvenientes
Vota este artículo

Aprende cómo usar las flores de Bach para dejar de fumar

Si estás pensando en dejar de fumar pero el solo hecho de pensar en el maldito síndrome de abstinencia ya te echa para atrás, entonces esto te interesa.

Y es que las flores de Bach para dejar de fumar son uno de los remedios caseros más recomendados y utilizados para las personas que quieren abandonar la adicción al tabaquismo sin tener que sufrir el temido mono y sin temer por ganar unos kilos de más. Pero esto es solo el principio.

Si te gustaría saber qué son y para qué sirven las flores de Bach, te interesa conocer cómo usarlas para dejar de fumar y cuáles son las ventajas e inconvenientes de este remedio natural para tratar la adicción a los cigarrillos entonces sigue leyendo porque vamos a contarte todo lo que necesitas saber para que puedas elegir si son la opción perfecta para ti.

¿Qué son y para qué sirven las flores de Bach?

Las flores de Bach, también conocidas como remedios florales de Bach o esencias florales de Bach, son una serie de esencias naturales que se utilizan para tratar diversas dolencias físicas, mentales y emocionales sin tener que recurrir a fármacos ni productos químicos.

Flores de Bach para dejar de fumar

Su nombre se debe a su descubridor, el investigador, médico y homeópata galés Edward Bach, quien entre 1926 y 1934 experimentó con diversas flores silvestres originales de Gales hasta encontrar 38 remedios naturales, cada uno con propiedades curativas distintas. A estas 38 esencias florales se las conoce como Flores de Bach.

Desde entonces, comenzó a usarlas para curar a sus pacientes desarrollando lo que se conoce como Terapia de las emociones y lo cierto es que desde ese momento las flores de Bach no han dejado de usarse como tratamiento alternativo a muchísimas dolencias y adicciones: para tratar miedos o depresiones, para combatir situaciones de desesperación o estrés, para ayudar a dormir, para adelgazar y para ayudar a librarse de adicciones como el tabaco o la marihuana entre otros.

¿Cómo funcionan las flores de Bach para dejar de fumar?

Si hasta ahora no has conseguido dejar de fumar es por culpa de la nicotina, que además de causar adicción provoca miedo y nerviosismo durante las dos primeras semanas sin tabaco.

Es ahí donde las flores de Bach pueden ayudarte a dejar de fumar durante el período de rehabilitación dándote la oportunidad de abandonar los cigarrillos.

Por un lado, gracias a las flores de Bach podrás encontrar y mantener la fuerza de voluntad necesaria para dejar de fumar y por otro lado son muy efectivas para tratar los estados emocionales negativos que originaron la dependencia la tabaco.

Eso sí, tienes que saber que la terapia con flores de Bach para dejar de fumar no hará nada por sí sola pero sí ofrece un apoyo muy beneficioso durante todo el proceso.

Así que si quieres recurrir a las flores de Bach para dejar de fumar lo primero que debes hacer es tomar la firme decisión de dejarlo ya que ninguna terapia tiene resultados permanentes si no estás plenamente convencido de abandonar el tabaquismo.

Una vez estés seguro, comenzar a tomar flores de Bach te ayudará a adquirir rápidamente una nueva actitud eliminando las tensiones y los nervios al mismo tiempo que sientes como disminuye la necesidad de querer encenderte otro cigarrillo.

Además, evitarán que sustituyas el tabaco por comida para que no ganes peso y al mismo tiempo aumentarán la confianza en ti mismo mientras te dan la fuerza y perseverancia que necesitas en los momentos difíciles.

¿Cómo tomar las flores de Bach para dejar de fumar?

Si decides optar por las flores de Bach para dejar de fumar lo mejor es visitar a un terapeuta especializado para que te dé la mezcla exacta que necesitas y puedas tomarla en las cantidades que te indique y siguiendo las pautas que especifique.

Pero si decides elaborar tu propia mezcla, es importante que primero investigues bien y te informes en profundidad.

Por si estás interesado, estas son algunas de las flores de Bach más recomendadas para tratar el tabaquismo:

  • Cherry plum: para las personas que tienen miedo a perder el control si no hay tabaco disponible.
  • Gentian: es recomendable cuando la persona que intenta dejar de fumar se anticipa al fracaso y pierde la confianza en sí misma.
  • Walnut: es la flor de Bach para adaptarse a los cambios y te ayudará a abandonar los hábitos antiguos relacionados con el tabaco.
  • Larch: también conocida como la flor de la superación aumenta a aumentar la confianza y a realizar todo aquello que uno quiere sin tener miedo a fracasar. También aumenta la autoestima, empuja a acabar con los obstáculos y ayuda a alcanzar metas.

También se recomiendan otras flores como Gorse (cuando la persona pierde el ánimo), Chestnut Bud (para quienes han intentado dejarlo varias veces y siempre cometen los mismos errores), Mimulus (para las personas que tienen miedo a los efectos secundarios como por ejemplo ganar de peso) o White Chestnut entre otras (para calmar los pensamientos repetitivos e indeseados de querer fumar).

Para preparar las esencias de estas flores necesitarás antes de nada un recipiente vacío de vidrio de 30ml con cuentagotas.

Una vez lo tengas, llénalo de agua mineral o depurada hasta el 75% de su capacidad y después añade 3 gotas de cada flor que quieras utilizarteniendo en cuenta que no deberías sobrepasar de las siete—. Por último, añade unas gotas de Brandy para que el alcohol actúe de conservante.

Cuando tengas la mezcla, pon debajo de tu lengua cuatro gotas de la esencia de flores de Bach para dejar de fumar cuatro veces al día, siempre procurando mantenerlas en la boca durante unos segundos antes de tragar.

Lo mejor es tomarlas siempre entre comidas, y sobre todo ser constante y regular ya que sino difícilmente lograrás resultados al dejar de fumar.

Incluso si lo prefieres puedes buscar una farmacia o una herboristería que te prepare esta fórmula, que deberás seguirla hasta que veas que ya no necesitas fumar aunque para obtener el mejor resultado los expertos recomiendan tomar flores de Bach para dejar de fumar durante tres meses aproximadamente.

Ventajas e inconvenientes de las flores de Bach para dejar de fumar

La terapia floral de Bach es completamente inocua y no tiene ningún tipo de efecto secundario.

De hecho, cualquier persona puede tomar flores de Bach sin importar su edad o condición y esté sana o enferma ya que no se le conocen contraindicaciones, de modo que incluso los menores y las mujeres embarazadas pueden tomarlas.

Por otro lado, una de sus principales ventajas recae en que es un remedio casero, natural y una alternativa bastante más económica que muchos de los demás tratamientos.

Quienes han dejado de fumar con flores de Bach coinciden en que ayudan a paliar los efectos del síndrome de abstinencia y permiten soportar mejor el proceso hasta que se abandona el hábito.

Así que ahora que ya sabes todo lo que necesitas sobre las flores de Bach para dejar de fumar es hora de ponerte manos a la obra y dar el paso hacia un estilo de vida mucho mejor. Como acabas de ver, en las flores de Bach tienes un gran aliado para conseguirlo 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *