Cómo dejar de fumar poco a poco

Cómo dejar de fumar poco a poco
Vota este artículo

Aprende cómo dejar de fumar poco a poco en 10 simples pasos

De los 1.300 millones de fumadores que existen hoy en día en todo el mundo según la OMS, un elevado porcentaje se planteará seriamente en algún momento de su vida dejar de fumar; pero solo una pequeña parte de ellos lo terminará logrando.

Y los que fracasen no lo harán porque no sean capaces de vencer la adicción a la nicotina sino porque muchos fumadores creen que para dejar de fumar hay que hacerlo de golpe y de un día para otro. Y eso, precisamente, es lo que les frena a la hora de dar el paso. Por eso hoy queremos hablarte del método para dejar de fumar poco a poco, a tu ritmo ;).

Pues bien, ¿sabías que dejar de fumar poco a poco también funciona y puede ayudarte a vencer la adicción a la nicotina sin recaídas?

Así es: se puede dejar de fumar poco a poco preparándote y mentalizándote para ello.

¿Quieres saber cómo dejar de fumar poco a poco para poder despedirte de la adicción a los cigarrillos para siempre? ¡Toma nota, porque vamos a compartirte los mejores consejos para que puedas lograrlo!

Aprende cómo dejar de fumar poco a poco en 10 simples pasos

cómo dejar de fumar poco a poco

Son muchos los fumadores que se preguntan qué es mejor dejar de fumar poco a poco o de golpe y la respuesta es sencilla: depende.

Cada persona es un mundo, y lo que para unos funciona para otros puede resultar un fracaso absoluto. Pero lo que sí es cierto cuando hablamos de vencer la adicción a la nicotina es que  tomarte el tiempo para prepararte y mentalizarte sobre el hecho de dejar los cigarrillos puede resultar clave para terminar lográndolo.

De hecho, desde hace unos años el abandono progresivo del tabaco ha ido ganando cada vez más adeptos y ya son muchos los expertos que coinciden en destacar que esta modalidad demuestra la misma seguridad y eficacia que la terapia clásica. Por supuesto puedes ayudarte de remedios como la homeopatía para dejar de fumar, entre otros.

Además, el hecho de saber que el proceso de dejar de fumar será poco a poco hace que los fumadores se sientan capaces de hacerlo.

Así que si te estás preguntando cómo dejar de fumar poco a poco, estos 10 consejos que te compartimos te van a ser muy útiles. ¡Presta atención, porque este puede ser el principio de una nueva vida para ti!

Toma la decisión de dejar de fumar

Tanto si quieres dejar de fumar progresivamente como de un día para otro lo primero que debes hacer es tomar firmemente la decisión y estar plenamente convencido de ella.

Hay una gran diferencia entre plantearte dejar de fumar como algo más lejano y tomar la decisión de dar el paso así que comienza por estar seguro de querer dejarlo y una vez lo estés todo será más fácil.

Mentalízate para el cambio

Hazte a la idea de que vas a dejar de fumar en un período más o menos corto de tiempo. Esto te ayudará a tomar consciencia de una nueva vida sin tabaco y estarás preparando a tu mente para esa nueva etapa sin nicotina.

Fija una fecha para comenzar el abandono progresivo

Una de las claves del éxito es fijar una meta palpable para dejar de fumar poco a poco. Puede ser en diez días, en dos semanas o en un mes pero es importante que sepas qué día vas a comenzar a dejar de fumar progresivamente.

Déjate asesorar por un especialista

Consulta con tu médico o con un especialista tu deseo por dejar de fumar poco a poco y te ayudará a elegir el mejor camino. Los profesionales tienen más herramientas para ayudarte a dejar de fumar con éxito así como para hacer frente al síndrome de abstinencia, y si te dejas asesorar por ellos te recomendarán algún tratamiento o método que te ayude a superar la adicción al tabaco.

Planifica el proceso con detalle

No dejes nada en manos del azar porque una de las claves acerca de cómo dejar de fumar poco a poco es precisamente la planificación.

Establece qué día vas a comenzar a reducir el número de cigarrillos, cuántos vas a estar reduciendo por día o por semana y qué día vas a fumar tu último cigarrillo porque cuanto más acotes todo eso más sencillo te resultará todo el proceso.

Reduce el número de cigarrillos progresivamente

Existen muchos métodos que pueden ayudarte a dejar de fumar poco a poco: desde medicamentos a base de vareniclina hasta el cigarrillo electrónico o la propia fuerza de voluntad.

Si te has puesto en manos de un profesional seguramente ya te habrá recomendado alguna opción para facilitarte el proceso, pero si has decidido hacerlo por tu cuenta es importante que sepas que tienes a tu alcance muchos métodos y remedios caseros que pueden hacer que tu camino hacia una vida sin tabaco sea más llevadero. También dispones de imanes para dejar de fumar que te darán un empujoncito hacia tu meta final.

Avanza poco a poco sin rendirte

A medida que vayas avanzando tendrás días de todo: habrá momentos en los que todo parece ir bien y momentos donde el mono te lleve a querer encenderte otro cigarrillo.

Piensa que una vez logres superar el síndrome de abstinencia ya serás una persona libre, así que no eches todo el progreso al traste por unos minutos de ansiedad.

Fuma el último cigarrillo

Cuando llegue la hora de fumar el último cigarrillo sé consciente de lo que supone ese momento: aprecia como el humo va entrando en tus pulmones, cómo eso perjudica tu salud y dite que este será el último cigarro que vas a fumar. Por supuesto, cúmplelo y una vez lo apagues, sé consecuente y comienza tu vida 100% libre de tabaco.

Toma el apoyo de tus seres queridos

Contar con el apoyo de las personas con quien compartes el día a día es fundamental para poder tener éxito así que apóyate en tus seres queridos cuando lo necesites, habla de cómo te sientes y deja que te ayuden.

Además, también puedes hacer otras actividades para olvidarte del tabaco, como hacer un poco de deporte, ir al cine o apuntarte a clases de cocina o de arte.

Disfruta de la vida sin tabaco

Una vez dejas de fumar para siempre se abre ante ti una vida mucho más saludable, rica y llena de bienestar así que disfruta de esta nueva etapa y trata de verle la parte positiva: no echarás de menos la tos de las mañanas, desaparecerá ese carraspeo continuo, notarás más sabor a la comida y los aromas serán más intensos, te cansarás menos, tendrás menos probabilidades de sufrir cáncer o accidentes cardiovasculares y un sinfín de ventajas más que comenzarás a experimentar desde que apagues el último cigarrillo.

Así que ya lo sabes: si quieres vencer tu adicción al tabaco pero no quieres dejarlo de golpe, ahora ya sabes cómo dejar de fumar poco a poco con éxito. Solo sigue estos 10 pasos y sobre todo cree en ti porque ahí está precisamente la clave del éxito: en tu mente y en ti. Y si no, siempre puedes recurrir a métodos como la hipnosis para dejar el tabaco apartado de una vez por todas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *